Laia Cid en acción, durante un partido. (Fuente de la imagen: Clara Liañez)

Laia Cid: «Si sabes organizarte, puedes conseguir todo lo que te propongas»

36 views

El Andreu Nin Report mantiene una conversación en tiempos de pandemia sobre la psicología, el hockey y la vida en general con Laia Cid, exalumna del instituto y jugadora semiprofesional de este deporte

Laia Cid (El Vendrell, 2002) es exalumna del Andreu Nin y jugadora semiprofesional de hockey. Actualmente, estudia psicología en la
universidad y lo combina con el deporte. Hemos tenido el gusto de hablar con ella, que ha podido dedicarnos su escaso tiempo para esta entrevista.

Laia, sabemos que estudias psicología. ¿Por qué decidiste estudiar esta carrera? ¿Qué fue lo que te impulsó?

La psicología está en todos los ámbitos de la vida y eso siempre me ha llamado la atención. Cuando llegué a bachillerato, decidí que quería dedicarme a esto, porque quería saber cómo iba este mundo de la psicología y, después, ya decidiría qué camino escoger.

¿Has notado mucha diferencia al pasar del bachillerato a la universidad?

Sí, sobre todo porque en bachillerato todo el último trimestre fue «online» y he llegado a la universidad en un año que es muy distinto y todo lo que hago es desde casa. Estoy las venticuatro horas trabajando, en el sentido académico, y, claro, tienes que ser muy autónoma. Los profesores nos cuelgan vídeos, PDF, PowerPoints… Tenemos que verlos, hacer los trabajos y luego enviarlos.

¿Se te hace difícil la universidad?

Las cosas son difíciles cuando no te gustan o no te motivan y a mí me encanta la psicología. He tenido mucha suerte de encontrar mi camino. Me gusta tanto que, cada vez que me pongo a estudiar una asignatura nueva, me llama tanto la atención que no se me hace difícil. Evidentemente, a la hora de ponerte a estudiar mucho tiempo creo que no le gusta a nadie… pero no se me hace difícil aprender cosas nuevas.

¿Cuánto tiempo dura la carrera? ¿Y después, dónde te gustaría trabajar?

La carrera dura cuatro años, pero al acabar la universidad tienes que hacer un máster para escoger el camino de la psicología que más te guste.

¿Qué aspecto de la psicología te gusta más?


Lo estoy encontrando todavía. En el primer año de carrera te enseñan todos los ámbitos y te dicen «esto es todo lo que hay», a partir de ahí, en segundo o tercero, empiezas a elegir por dónde quieres ir y luego ya eliges las optativas. Yo estoy en ese punto en el que me lo están enseñando todo y dentro de un año o dos tendré que elegir por dónde quiero ir. Me llama mucho la atención, no más que las otras cosas, pero sí un poco más en especial, el tema de las enfermedades mentales. No están bien vistas como otras enfermedades físicas. A una persona que tiene depresión o ansiedad no se le da tanto valor y a mí eso me llama mucho la atención, porque todavía, en la sociedad, es algo que no tiene un peso muy importante.

Hoy en día es difícil acceder a ayuda psicológica. La seguridad social no da abasto con tanta demanda, los servicios son lentos e insuficientes y mucha gente no tiene los recursos suficientes para permitirse un especialista privado. ¿Crees que la sociedad necesita más recursos para acceder a un psicólogo?

Sin duda. A pesar de que pueda sonar muy directo, pienso que todos deberíamos ir al psicólogo. No solo la gente que tiene algún problema, simplemente para mejorar tu vida diaria. Por ejemplo, vosotras, algún día, querréis estudiar, ¿no? Estáis en ese punto en el que te dices: «¡No sé qué estudiar! ¿Cómo lo elijo?» Y os crea esa ansiedad de: «¡Qué quiero hacer con mi vida?». En esos pequeños detalles, un psicólogo os podría ayudar muchísimo. Entonces, yo creo que en el ámbito público se debería apostar mucho más por un psicólogo, no solo en los hospitales, en los CAPS… si no también en los colegios. Tenéis un psicólogo; pero yo, la verdad, en mi curso del instituto, no conozco a nadie que haya ido al psicólogo y, si hubiese ido, tampoco lo hubiese contado. Es muy normal decir «Yo he ido al médico», pero no es común decir «Yo he ido al psicólogo». Entones, sí, creo que hay que apostar mucho más por los psicólogos, porque es una manera de ayudaros en todos los ámbitos de vuestra vida, ya seáis jóvenes, viejos, adultos…

Tal y como hemos visto, combinas tus estudios con el
hockey. ¿En qué equipo? ¿Cuánto hace que practicas este deporte?

Actualmente, estoy jugando en el Igualada femenino y llevo practicando este deporte desde los dos años.

Laia en pleno partido. Fuente: Clara Liañez


¿Cuál es tu motivación para practicar este deporte?

Mi principal motivación la encuentro cuando, al nivel en el que estoy
ahora, juego contra las mismas que eran mis referentes cuando yo era
pequeña. Otra motivación es que, aunque nunca voy a poder dedicarme a ello cobrando como los futbolistas, sí que es mi principal «hobbie».

¿Y quiénes son tus referentes en el hockey?

Referentes tengo muchos… y no solo hombres, también mujeres. En el hockey femenino hay muchas jugadoras que son una pasada. Mi preferida es Natasha Li. La conocí cuando era pequeña y asistí a un campus de hockey. No la conocía de nada, pero me gustó tanto su forma de enseñar y ¡cómo lo vivía! Es asturiana y actualmente debe de tener 35 años, que para hockey femenino es una edad avanzada, porque acostumbran a dejarlo mucho antes. Todavía sigue a la máxima categoría ganando títulos y dejándose la piel en ello, sin cobrar, teniendo a parte un trabajo… yo creo que eso es digno de admirar.

¿Cómo combinas los estudios con el hockey? ¿Tienes que jugar fuera de Cataluña?

Como es a nivel estatal, nos hemos podido mover por todos los lados a pesar de todo el tema de la pandemia. ¿Que cómo lo combino? Pues yo creo que es cuestión de planificación. Si sabes organizarte puedes conseguir todo lo que te propongas. En mi caso, puede ser tanto en el deporte como en la carrera.

Laia con la pelota y el stick. (Fuente de la imagen: Clara Liañez)

¿Crees que debería ser igual el mundo del deporte tanto para las mujeres como para los hombres?

Por supuesto, no solo en el deporte, en la sociedad en general, creo que las mujeres nos merecemos esa igualdad. Pero, sobre todo, en el ámbito del deporte. Creo que debería existir la igualdad, porque ¿cómo vamos a conseguir que el hockey femenino sea igual que el masulino? Es un pez que se muerde la cola. Por eso creo que es importante que se cuente.

¿Qué beneficios para tu salud crees que consigues practicando este
deporte?

A ver, hacer ejercicio en general ya es muy beneficioso para la salud. Creo que practicar este deporte varias veces a la semana ya me ayuda a mantenerme en forma. Además, el estar en la máxima categoría me obliga a seguir una dieta equilibrada. Lo más probable es que, si yo no estuviera practicando este deporte, no sería tan estricta con mis comidas. Por tanto, me ayuda a hacer una serie de obligaciones o «sacrificios» que me ayudan a mantenerme en forma.

¿Qué es lo primero que harás cuando acaben las restricciones?

Seguramente, viajar. Yo creo que mucha gente te diría lo mismo porque el estar aquí encerrada afecta mucho y, sí, sería viajar. Me he podido mover por el tema del deporte, pero aún así te mueves y allá donde vas, en la gran mayoría de sitios, está cerrado igual que aquí. Viajas, pero como si no lo hicieras. Me gustaría viajar con mi familia para olvidarnos un poco de toda esta situación y, sobre todo, porque he estado confinada. De hecho, ahora estoy confinada por cuarta vez y, quieras o no, estar diez días en casa sin poder salir, sin ver a tus amigos, a tu familia, a tu gente… pues todo esto cansa. Así que sí, lo primero que haría sería hacer un viaje con mi familia y disfrutar.

Redactors Juniors

, , , , ,

El més recent